Don Miguel

Don Miguel de Cervantes Saavedra

Miguel de Cervantes Saavedra murió en 1616, con una mano inútil y la otra glorificada por haber escrito el Quijote. Tres siglos después, un fan de los de entonces le dedicó esta estatua y la casa entera que la cobija, La Cervantina, que sigue hoy donde entonces, en la vereda impar de calle San Juan más cerca de Maipú que de Laprida. Aunque hay que levantar la vista para encontrarse con el Manco de Lepanto arrullado por sus palomas, es una vergüenza para este fotógrafo no haberlo visto hasta hoy.

Miguel de Cervantes Saavedra died in 1616, with a hand turned useless and the other glorified by the writing of the Quixote. Three centuries later, a fan of those times dedicated this statue to him, and the whole house that gives it shelter, La Cervantina, which remains today on the odd-numbered side of San Juan St. You have to raise your eyes to meet Cervantes and his doves, but it’s nevertheless a shame that this photographer first saw this today.

2 comentarios to “Don Miguel”

  1. Luciano Says:

    Tampoco sabia que estaba!

  2. Sebastián Says:

    Hola.. esa es mi casa!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Que loco encontrarla en internet!!!!!!!!! JAJAJAJA… vivo ahí, san juan 883… Sebastián romanos y miguel era mi bisabuelo!!!!!!!! Cualquier contacto, estoy disponible en sebaromanos@hotmail.com.
    grcias!!!!!

Los comentarios están cerrados.


A %d blogueros les gusta esto: